¿ Somos Víctimas de la Sociedad?

¿ SOMOS VÍCTIMAS DE LA SOCIEDAD?

Vivimos en una sociedad donde nos enseñan, desde jóvenes que el consumismo es algo bueno.

La frase “Llevo toda la semana trabajando, ya me lo he ganado” Creo que es la frase más popular que he oído jamás. Y yo la creo y la apoyo, ¿SI????? Por supuesto, pero con matices.

A mí también me gusta vivir bien, pero no quiero ser princesa por un día. ¿Se entiende? Vamos a reflexionarlo.

Cuando decimos esta famosa frase que estamos cansados de oír, estamos metidos en el lío de una sociedad consumista nefasta, un cáncer que nos va sesgando la vida, un cáncer cada vez mayor, mayor, mayor, gigante.

Una trampa que nos impulsa a consumir, ¿cual es el problema? Que nos hace consumir ya, ahora, en este mismo momento, ahora, ahora, y no un minuto más tarde.

Esto a lo que nos impulsa es a meternos de lleno en una sociedad en la que tendremos que seguir trabajando sin parar para poder subsistir.

¿Por qué? Simplemente porque no tenemos recursos para vivir sin trabajar, ya que nuestro bucle (Ideado por nosotros mismos) no nos lo ha permitido.

A esto se llama vivir por encima de nuestras posibilidades y por supuesto, trabajar hasta que el Estado lo diga, ahora mismo 67 años y seguramente seguiremos sumando y sumando.

Así que estamos en una sociedad de consumo que nos ha metido, nosotros nos hemos dejado, no nos engañemos, nos impulsa y obliga a hacer lo mismo día tras día tras día hasta que nos jubilemos, cada vez más cercano a nuestra muerte. ¿Triste? Así lo parece.

Ahora bien, esta claro que para que la sociedad funcione, tenemos que , crear una rueda.

En la cual la gente que tiene bienes y servios, pueda venderlos para que este a su vez, pueda comprar más y del mismo modo seguir la rueda, hasta que esta funcione.

Ahí estamos de acuerdo todos.

Vamos a analizarlo, la clave sería la siguiente, la persona que realmente presta un bien o servicio, cuanto más se especialice, teóricamente, cada vez mejor será su producto. 

Pero ¿Es así? No lo creo.

Pienso lo siguiente, creo sinceramente que como nuestro dinero es totalmente limitado, nuestra moneda se ha devaluado totalmente, nuestros ingresos son menores que hace años, pues lo que consumimos es cada vez más barato.

De esta forma, aparecen:

  1. Tiendas que abaratan todos los costes posibles.
  2. Muebles económicos que son cada vez más flojos.
  3. Tiendas de ropa cada vez de peor calidad que dura dos temporadas.
  4. Bares que compran la materia prima barata para abaratar al máximo los costes….

¿Qué quiere decir esto? Pues simple y llanamente que lo siento, pero para que tengamos todos estos gastos solo podemos comprar cosas que sean cada vez de menor calidad. 

Simplemente para que las personas que presten sus bienes y servicios lo puedan seguir haciendo.

Con esto también nos respaldamos, por supuesto, el ser humano nos justificamos muy fácilmente:

  • Es lo que me alcanza.
  • Total con que me dure una temporada.
  • Si veo a mis amigas igual pues aquí mismo cenamos….

Pero todo esto no es gratis, por supuesto es a consonancia de lo que ganamos, pero seguimos acabando el mes a cero.

Conclusión.

Llegaré a los 67 trabajando y quejándome de que me merecía un sueldo mucho más alto.

Le contaré a mis nietos que estudien, y les seguiré metiendo en la rueda.

Señores esto es mentira, ¿Mentira? Por supuesto.

Porque todo el mundo dice que estudies, pero aquí nadie dice que ahorres, que no caigas en el gran bulo de la sociedad.

¿Qué pasa si estudias y tienes esto en la mente? Pues sólo y llanamente que como ganarás más gastarás más y tu mente será la misma.

Tenía una profesora que decía:

Si le pones a un pez la comida de mañana, comerá sin parar, aunque muera.

No será capaz de administrarse.

No seamos peces. Seamos sensatos. Lleguemos a los 67 con muchos años ya retirados del mercado.

RAQUEL MARTÍ

Categorías

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.